Lo echan de audiencia Por “pelea” con juez

Fuente:

 
Sucesos

Mientras se discutía disputa de terrenos en Papagayo, Guanacaste
• Frank Paniagua reclama ser el dueño de la finca Palmares, es decir la mitad de las tierras en conflicto en el Polo Turístico de Papagayo.
1
2
3
El juez Alcevith Godínez Prado dictó una resolución declarando desistida la demanda del licenciado Frank Paniagua Mendoza contra el Estado de Costa Rica, el Instituto Costarricense de Turismo (ICT), la empresa Canyon Cielo S.R.L y la empresa Ecodesarrollo Papagayo, en la disputa legal que mantiene por fincas en el Golfo de Papagayo.
El funcionario argumenta la aplicación de la Ley para casos de inasistencia a las audiencias, pues señala que Paniagua no se presentó a la pactada para el pasado 29 de noviembre del 2019 en las instalaciones del Hotel Four Seasons en el Polo Turístico de Pagayo en Guanacaste.
El abogado, por su parte, en conversación con DIARIO EXTRA afirma que sí acudió a la cita, incluso tiene como testigo a su madre doña Alba Mendoza, viuda de Paniagua, quien lo acompañó como representante del sucesorio de don Manuel Paniagua Rodríguez, pero lo echaron del lugar.
La familia Paniagua defiende que la finca Palmares es de su propiedad, lugar donde hoy se construyen hoteles, casas y 40 condominios nuevos que alcanzan montos que superan los 300 millones de dólares.
 
POLÉMICA
 
Según Frank Paniagua, él se retiró de la audiencia obligadamente luego que el juez Godínez Prado les ordenara a dos oficiales de la Fuerza Pública sacarlo, pues el recurrente le cuestionó una serie de presuntos atropellos que el juez cometía y que no quiso rectificar.
“El juez Alcevith Godínez Prado ordenó hacer un reconocimiento de las obras que se pidió suspender en el Polo Turístico de Papagayo, dentro de ellas cuarenta condominios de lujo que ya estaban por terminarse, pues tenían un 75% de construcción.
El día 29 de noviembre me presenté como reclamante de la posesión de dichas tierras y pregunté dónde estaban los condominios y el orden en que se visitarían las obras, incluyendo hotel Planet Hollywood, el Hotel Andaz de la cadena Hyatt y el Four Seasons, más la casa de Mel Gibson.
Estando en el lugar, el juez se negó a hacer los reconocimientos, uno por uno de las edificaciones, mientras que con relación a los cuarenta condominios adujo que pertenecen a Ecodesarrollo Papagayo Ltda., y que mi persona ni siquiera los había demandado”.
Por esa situación se desató una discusión con Paniagua y el juez como protagonistas en la que intercambiaron criterios.
El demandante cuestionó al funcionario que fue a hacer a la audiencia si no tenía conocimiento del expediente y no quiso revisarlo en la computadora pese a que está guardado electrónicamente.
“Vea su computadora, el expediente es electrónico”, le dije y el juez me respondió: “No traje computadora”, a lo que yo le dije: “¿Entonces qué viene a hacer aquí?”.
Tras ese intercambio de palabras entonces “el juez le ordenó a la guardia civil sacarme de la audiencia y del lugar, lo que la policía cumplió, escoltándome hasta mi carro y fue cuando me marché”, sostuvo Paniagua. 
Curiosamente ese mismo día debía hacerse el juicio de evacuación de pruebas testimoniales y una confesión o declaración de parte del árabe Karim Jamal Alibhai, quien es el gerente de la empresa Ecodesarrollo Papagayo, hecho que evidentemente molestó a Paniagua, quien al ver la actitud de evasiva del juez, desconfió de su imparcialidad.
Por todo lo anterior es que el juez dicta la sentencia de desistimiento el pasado 30 de enero y el licenciado Paniagua presenta una apelación ante el Tribunal de Apelaciones de lo Contencioso Administrativo, para que se anule la resolución de Godínez Prado y todo lo actuado ese 29 noviembre.